Sin rodeos, las gafas de sol hay que usarlas durante todo el año. Mucha gente piensa que sólo hay que ponérselas en verano, cuando luce el sol, pero nada más lejos de la realidad. Se piensa, equivocadamente, que hay que protegerse del sol cuando hace más calor o cuando parece que el sol es más intenso y “pega” más.
En invierno gafas de sol - TransitionsXtractiveSin embargo, la radiación UV está siempre presente, sea la época del año que sea, incluso en los días nublados. Se sabe que el 90% de esta radiación puede atravesar las nubes menos densas, es decir, que en días claros de invierno la concentración de rayos UV puede ser muy elevada, y claro, debemos proteger nuestros ojos de ella.
Otro factor en invierno es la falta de humedad y el viento frio, esto puede provocar sequedad ocular. Si utilizas gafas de sol también evitarás esto.
En los días más claros y soleados puedes optar por las gafas que utilizas habitualmente en primavera o verano, con lentes de categoría 3. Mientras que en días nublados o con poco sol puedes elegir unas gafas con lentes más claras, de categoría 1 o 2, que no dejan de protegerte frente al UV pero no te oscurecen tanto la visión.
Además de esto, tienes la opción de utilizar un “todo en uno” y no preocuparte de andar cambiando de gafas, gracias a las lentes fotocromáticas Transitions®. El diseño de estas lentes les permite adaptarse rápidamente a las condiciones de iluminación de cada momento, obteniendo varios tonos de coloración y llegando a oscurecerse completamente bajo un sol intenso. Gracias a esta adaptación continua a los cambios de luz, obtendrás siempre el tono exacto que necesites en cada momento.
Con las lentes Transitions® irás muy protegido, bloquean el 100% de UVA y UVB. Y no solo eso, también bloquean el 20% de luz azul en interiores y más del 80% en exteriores. Gracias a Essilor, en La Gaferia tienes a tu alcance este tipo de lentes, pasa por cualquiera de nuestras ópticas y pregúntanos.

Fuente: Essilor

En invierno gafas de sol -Essilor