Se acabó eso de decir: “es que son gafas para el trabajo, así que las quiero serias”. Con estos consejos que te vamos a dar a continuación verás cómo se puede llevar una gafa elegante y con diseño que nos aporte un toque de personalidad ideal para ir a trabajar (o a donde tú quieras).
Gafas para la vuelta al trabajo - 2Entendemos que existan trabajos en los que haya que ir uniformados pero eso no quiere decir que tengamos que parecer uno más. Con los estilos de gafas que te enseñamos crearás el perfecto y apropiado estilo para ir a trabajar sin renunciar a ir ideal y con tu sello.

Consejos que tienes que tener en cuenta para triunfar con tus looks de trabajo:

1-Actualizar la gafa de oficinista/secretaria: las gafas con forma de gato, ha estado ligada a la figura de la secretaria desde el cine de los años 50. El punto fuerte de estas monturas es que feminizan el rostro, alzan el pómulo y agrandan los ojos. Marcas como François Pinton y Lafont han sabido aportarles un toque actualizado pero sin perder su esencia.

2- Apuesta por el color: ¡Ojo! Tienes que tener en cuenta varios factores que determinan el color a elegir. La forma de tu cara, tu color de piel y ojos. Para los que se atrevan con el color las marcas ideales son Theo y Platoy.

3- Gafas sutiles pero con encanto: No a todos nos gusta llevar monturas coloridas o con formas más espectaculares, Por ellos hay marcas como Lindberg que apuestan por lineas sencillas pero con mucho diseño. Son ideales porque son muy ligeras, muy cómodas y resistentes.

4-Clásicos: Si hablamos de un clásico pero con gran identidad en el mundo del diseño, ese es Matsuda. Sus buenos materiales unidos al ingenio de sus creaciones la convierte en una pieza blanco de muchas miradas.

Gafas para la vuelta al trabajo - 1